Red de recursos especializados en drogodependencias. Parte IV

RECURSOS AMBULATORIOS PARA EL TRATAMIENTO DE PERSONAS ADULTAS (I)

Félix Rueda | Psicólogo experto en adicciones.  Fundación Noray Proyecto Hombre Alicante

En la última entrega de esta serie  hablábamos de la posible clasificación de los recursos de tratamiento para el abordaje de los trastornos adictivos, así como anticipábamos que en esta ocasión, trataríamos los recursos de carácter ambulatorio, esto es, aquellos donde las personas no residen ni pernoctan.

En primer lugar nos centraremos en aquellos recursos que denominábamos, según la intensidad de la intervención y los objetivos que pretendían alcanzar en aquellos recursos que denominábamos de “bajo umbral”.

En el primer escalón podemos ubicar los dispensarios de metadona, son lugares donde las personas que presentan dependencia a heroína u otras sustancias denominadas “opiáceos”, y cuyo médico les ha prescrito metadona como una sustancia alternativa al consumo de heroína; también, dependiendo de cada región, municipio, etc. pueden dispensar otros fármacos a personas que presenten problemas adictivos y lo tengan prescrito por su médico de referencia. No trabajan con familiares.

A veces también realizan intercambio de jeringuillas, distribución de preservativos, y suministran información sobre salud.

La dispensación de metadona puede ser realizada mediante dispositivo móvil en el conocido “metabus”.

Habitualamente la dispensación de metadona se realiza en horario de mañana.

Pueden ser gestionadas por la propia Administración Pública, subcontratadas con empresas externas o con entidades sin ánimo de lucro.

Sala de Venopunción / sanidade3.blogspot.es

Sala de Venopunción / sanidade3.blogspot.es

Las Salas de Venopunción o Narcosalas, se encuentran junto a ese primer escalón donde situábamos los dispensarios de metadona,  son instalaciones habilitadas específicamente para las personas consumidoras de drogas por vía inyectada puedan realizarlo en unas condiciones higiénicas seguras. Son supervisadas por profesionales sanitarios. Tampoco trabajan con familiares.

Al igual que en el caso de los dispensarios de metadona, pueden ser gestionadas por la propia Administración Pública, subcontratadas con empresas externas o con entidades sin ánimo de lucro.

Su horario de atención suele ser amplio, abarcando mañana y tarde, y además de material para inyectarse, facilitan intervención sanitaria (cura de heridas, acciones dirigidas a la mejora de la calidad de vida, y otras), ofrecen asesoramiento relativo a conductas de riesgo, y pueden ofrecer atención clínica (médica o sanitaria), e incluso tratar de motivar a las personas para que realicen programas de mayor exigencia.

Más información sobre las mismas se puede encontrar aquí.

Otros dispositivos son las instalaciones habilitadas para el aseo personal, el descanso, la alimentación, el intercambio de ropa por ropa limpia o el lavado de la misma. Algunos de estos dispositivos son conocidos como “café calor”.

También tratan, si es que la persona está receptiva, de motivar para realizar programas de tratamiento u otras atenciones específicas para el trastorno adictivo, acudir al dispensario de metadona, y, en general de motivar para el cambio.

La dispensación de metadona puede ser realizada mediante dispositivo móvil 

La mayoría de estos dispositivos son gestionados por entidades sin ánimo de lucro, fundaciones, asociaciones de afectados, y otras similares.

A veces estos tres recursos se encuentran juntos en el mismo espacio y gestionados por la misma entidad, en otras ocasiones cada uno es independiente. Su horario de atención suele ser más amplio que el de los dispensarios de metadona y las salas de venopunción, abarcando mañana, tarde y, en ocasiones, la primera parte de la noche.

Albergue Covadonga de la Fundación Siloé, donde se desarrolla, entre otros, el programa “calor y café”

Albergue Covadonga de la Fundación Siloé, donde se desarrolla, entre otros, el programa “calor y café”

En cuanto a los centros de la red pública de salud (Unidades de Conductas Adictivas, Centro Provincial de Drogodependencia, Centro de Atención a las Drogodependencias…, y otras denominaciones dependiendo de cada Comunidad Autónoma), podemos afirmar que se trata de un servicio compuesto por especialistas entre cuyas funciones se encuentran:

  • Diagnosticar a aquellas personas que presentan algún trastorno adictivo.
  • Efectuar tratamiento individual y en as casos grupal, de personas con trastornos adictivos. El tratamiento suele estar compuesto por atención médica, atención psicológica, atención sanitaria (por parte del Diplomado Universitario en Enfermería), y en los casos en que cuenten en el equipo con personas Diplomadas en Trabajo Social, atención en el ámbito social.
  • Ofrecer, si es pertinente, asesoramiento y apoyo a la red primaria (familiares y otros) de las personas afectadas. En algunos casos, aunque son contados, realizan terapia familiar y/o de pareja.
  • Asesorar a los recursos sanitarios de su mismo departamento de salud (área geográfica, área delimitada específicamente…)
  • Fomentar y participar actividades formativas y de investigación relativas a los trastornos adictivos.
  • Fomentar y realizar acciones de prevención del consumo de drogas y otros trastornos adictivos.
  • Coordinarse con servicios sociales y con entidades que gestiones recursos públicos (ONGs u otras), bien porque sea necesario para el tratamiento de las personas que presentan el problema adictivo, bien para derivarlos cuando sea necesario.
  • Dispensar metadona.
  • Efectuar acciones de prevención de conductas de riesgo: intercambio de jeringuillas, beber controlado y otras.

No sólo abordan drogas ilegales, también trabajan con alcohol, tabaco, abuso de benzodiacepinas y conductas adictivas “no tóxicas” (ludopatía…).

Más información respecto a estos recursos especializados podemos encontrar en los siguientes enlaces:

http://www.enfervalencia.org/ei/78/articulos-cientificos/8.pdf

http://www.san.gva.es/documents/156344/158646/TablaUCAcast.pdf

http://www.conselldeivissa.es/portal/p_20_contenedor1.jsp?seccion=s_fdes_d4_v2.jsp&codbusqueda=242&language=es&codResi=1&codMenuPN=423&codMenuSN=513&codMenuTN=615&codMenu=520

http://getafe.es/areas-de-gobierno/area-social/sanidad/centro-de-atencion-integral-al-drogodependiente-caid/

http://www.dipgra.es/inicio/contenidos/index.php?area=192

CAD San Blas. Un referente en intervención e investigación a nivel nacional en España

CAD San Blas. Un referente en intervención e investigación a nivel nacional en España

Por último, podemos hablar en este artículo de las iniciativas llevadas a cabo por Asociaciones de personas Afectadas. La red de recursos ambulatorios de esta índole abarca una red amplísima.

Quizá los más conocidos son las asociaciones de alcohólicos rehabilitados.

Estas ofrecen grupos de auto-apoyo (habitualmente con carácter de una o dos veces a la semana), que son dirigidos por personas que presentan el problema adictivo pero que se encuentran abstinentes, y a familiares de los mismos. Así mismo, pueden funcionar como lugares de encuentro, para la gestión del ocio, la mejora de las relaciones sociales y el establecimiento de una red primaria de apoyo.

También suelen contar con profesionales sanitarios que les asesoran y realizan intervenciones (a lo largo de la semana) tales como:

-          Manejo de la ansiedad y el síndrome de abstinencia.

-          Supervisión y asesoramiento respecto al trastorno adictivo.

-          Supervisión y asesoramiento farmacológico en cuanto al trastorno adictivo.

-          Mejora de las habilidades sociales y las habilidades para la comunicación.

-          Formación respecto al problema adictivo.

-          Terapia de pareja.

-          Terapia familiar.

Otras asociaciones de personas afectadas son los grupos conocidos como “Anónimos”, y que suelen agruparse en función del problema adictivo “Narcóticos Anónimos”, “Jugadores Anónimos”, etc.

Algunas webs de dichas asociaciones son:

http://garaalcoy.blogspot.com.es/

http://www.artictorrent.org/

http://www.narcoticosanonimos.es/

http://www.abattar.com/

  Y hoy lo dejamos aquí, hemos agotado el espacio. El próximo día trataremos los recursos habitualmente conocidos como “Centros de Día”.

The following two tabs change content below.
Félix Rueda
Hace 13 años inició su andadura profesional en el ámbito de la prevención e intervención en trastornos adictivos, siempre en el contexto de Proyecto Hombre.Es Licenciado en Psicología por la Universidad de Málaga, Máster en Psicología de la Salud por la Universidad Miguel Hernández, Experto en Drogodependencias por la Universidad Complutense de Madrid, y Técnico en Logopedia por la Consejería de Empleo de la Junta de Andalucía. Así mismo, ha cursado estudios de Filosofía durante 3 años. Actualmente desempeña las funciones de Coordinador de los programas Terapéuticos para adultos, Responsable de Calidad, y a su vez supervisa y coordina uno de los programas de intervención dirigido a personas activas laboralmente que presentan problemas de adicción a Cocaína y/o Alcohol, principalmente, y el programa de reinserción socio-laboral para aquellas personas que han completado un proceso de tratamiento en una Comunidad Terapéutica. Así mismo, es miembro del Observatorio Proyecto Hombre sobre el perfil del drogodependiente, que desarrolla su actividad a nivel nacional. Es profesor invitado (en representación de Proyecto Hombre Alicante) de la Escuela de Formación de la Asociación Proyecto Hombre (Impartiendo la materia: Perfil profesional en Proyecto Hombre, Trabajo y Gestión de Equipos, Potencial Humano del profesional de Proyecto Hombre). Ha participado en numerosas publicaciones, ha sido miembro de la Comisión Nacional de Evaluación de Proyecto Hombre (un Proyecto del Ministerio Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad), hasta su disolución el pasado 2013, y ha intervenido en múltiples foros relacionados con ámbitos afines a los trastornos adictivos. Durante 4 años fue responsable de los programas de prevención indicada para adolescentes y sus familias en Proyecto Hombre Málaga.