El licor ‘maestro cazador’

Estamos en 1934 en una gélida noche de invierno.  Un guardabosque se encuentra rondando los bosques alemanes. Debe haber una temperatura exterior de -20º, la temperatura perfecta para la conservación del licor ‘maestro cazador’, traducción literal de Jägermeister.

El licor se conserva a temperaturas de hasta -20º / elitedaily.com

El licor se conserva a temperaturas de hasta -20º / elitedaily.com

En el mismo bosque un cazador aficionado, Curst Mast, ronda los centenares de árboles en la oscuridad de la noche, haciendo lo que la Ley de Caza acuñada por los nazis, le permitía, esperar a su presa. El frío era insoportable y para sobrellevarlo mejor inventó un licor fuerte, al que le puso el nombre de ‘Jägermeister’o ‘maestro cazador’.

Así nació un licor que a día de hoy ronda por los pubs españoles y de todo el mundo. El licor, con una graduación de 35º, está compuesto por unas 56 hierbas diferentes, aunque se cree que lleva alguna más. Algunos dicen que su receta es tan misteriosa como la de la Coca Cola.

Un año después de su invención, empezó a ser distribuida por Alemania como remedio para la tos y los problemas de estómago. Aunque se sabe que las tropas de Hitler lo utilizaron también durante la II Guerra Mundial como desinfectante por su alta graduación y por su contenido de plantas naturales, y como analgésico.

En muchos lugares del mundo se sirve mezclado, por ejemplo, con bebidas energéticas. Sin embargo, la empresa que lo fabrica aboga por el consumo en solitario. Lo que está claro es que siempre se sirve muy frío. Incluso la botella va dentro de una caja que sirve de dispensador y que la conserva a bajas temperaturas.

Logotipo basado en una leyenda / logolook.de

Logotipo basado en una leyenda / logolook.de

El logotipo está relacionado con una leyenda. Esta cuenta que un joven muy agresivo, dedicaba su vida a matar a todas las especies animales que se le pusieran delante, y que un día en el bosque se encontró con un ciervo blanco. El joven ávido cogió su arma pero sus dedos no pudieron disparar y entre los dos cuernos del ciervo observó una cruz. Desde entonces, el joven dejó de matar sin compasión y defendió la redacción de leyes de caza controlada.

Beber este licor puede parecer casi un ritual, incluso en su web hay propuestas musicales con las que acompañar uno o varios chupitos de esta bebida histórica.

Aunque todo lo que rodea a Jägermeister tenga ese matiz interesante de probar, su alta graduación y las mezclas, han causado problemas a un gran número de consumidores. Incluso hay una página de Facebook llamada ‘Asociación de Víctimas del Jagermeister’ donde los casi 60.000 usuarios, a fecha de hoy, comparten sus desventuras.

The following two tabs change content below.
Mireia Pascual Mollá
Editora de la Revista InDependientes. Además periodista en gabinete de prensa de Socidrogalcohol y CAARFE. Coordinadora de la campaña #RompeElEstigma. Monitora y periodista en GARA Alcoy. Colaboradora de Radio Alcoy, El Gratis y Hoja del Lunes. Miembro del Instituto de Investigación en Drogodependencias de la UMH y secretaria técnica de la publicación Health and Addictions. Vocal de la Junta de la Asociación de la Prensa de Alicante y miembro de la Asociación Nacional de Informadores de Salud.