119.000 niños nacen con síndrome alcohólico fetal en el mundo

sindrome_alcoholico_fetal_slider

La revista científica The Lancet Global Health acaba de publicar un artículo realizado por Svetlana Popova junto con otros autores en el que se habla de una alta prevalencia de consumo de alcohol durante el embarazo.  Se calcula que 119.000 niños en el mundo nacen ya con síndrome alcohólico fetal (15 de cada 10.000 personas), un trastorno producido por la ingesta de alcohol durante el embarazo y que tiene consecuencia graves para el niño como daño intelectual, deformaciones físicas al nacer, desórdenes en el desarrollo, etc.

El síndrome alcohólico fetal se encuentra dentro de los trastornos del espectro alcohólico fetal, por lo que no necesariamente todos los niños cuyas mandres han consumido alcohol en el embarazo  lo presentan, pero sí es posible que presenten otro tipo de desórdenes cuyo origen es el mismo. Esta enfermedad, que es 100% prevenible, puede causar también otros problemas como fracaso escolar, consumo de sustancias, enfermedades mentales, etc. todo ello con un alto coste para la sanidad, la educación y la justicia.

El estudio muestra también qué regiones del mundo tienen una mayor prevalencia  de niños con este grave problema de salud. Los cinco países con mayor consumo de alcohol durante el embarazo son europeos: Reino Unido, Bielorrussia, Irlanda, Dinamarca y Rusia. Mientras que los niveles más bajo de consumo se situaban en regiones del Mediterráneo oriental y el sudeste asiático.  En algunos países se estima que más del 45% de las embarazadas beben alcohol.

A día de hoy un 10% de las mujeres del mundo, un 25% en Europa, exponen a sus nonatos al alcohol

Tha Lancet lanzó la necesidad de atajar el problema, de dimensiones mundiales, cuanto antes. A día de hoy un 10% de las mujeres del mundo, un 25% en Europa, exponen a sus nonatos al alcohol. Para ello será necesario conocer el motivo por el que estas mujeres siguen bebiendo. En algunos casos se sabe que es por desconocimiento de las consecuencias reales del consumo, pero un estudio realizado en Suecia, detectó que en muchas ocasiones se debe a factores sociales como sentirse presionadas o no advertir a otros de su estado de gestación. También por falta de educación o por factores personales como no querer perder ‘el disfrute de hacerse una copa’.

The following two tabs change content below.
Mireia Pascual Mollá
Editora de la Revista InDependientes. Además periodista en gabinete de prensa de Socidrogalcohol y CAARFE. Coordinadora de la campaña #RompeElEstigma. Monitora y periodista en GARA Alcoy. Colaboradora de Radio Alcoy, El Gratis y Hoja del Lunes. Miembro del Instituto de Investigación en Drogodependencias de la UMH y secretaria técnica de la publicación Health and Addictions. Vocal de la Junta de la Asociación de la Prensa de Alicante y miembro de la Asociación Nacional de Informadores de Salud.