ActualidadNoticias

La fatiga pandémica ha provocado que el 47,4% de los y las jóvenes valore más el tiempo de desconexión de Internet y redes sociales

 La pandemia de la COVID-19 ha afectado significativamente a la percepción y valoración que los y las jóvenes realizan de la tecnología, debido a la importancia de las TIC en su vida cotidiana durante este periodo: un 47,4% de los y las jóvenes españoles entre 15 y 29 años valora más que antes el tiempo de desconexión de Internet y redes sociales. Y algo más de un tercio (37,1%) también destaca que aprovecha mejor su tiempo en la red desde la llegada de la pandemia

A pesar de ese cierto grado de saturación de pantallas, los y las jóvenes siguen siendo “tecno optimistas” y para el 57,1% la tecnología contribuye claramente a mejorar la calidad de vida de las personas, lo que supone un aumento de 7,4 puntos con respecto a 2020. 

Mayoritariamente (71%) creen que tienen competencias digitales elevadas y el 88,2% actúa como mediador experto para apoyar a su entorno social en el uso de Internet y TICs.

Estos son algunos de los principales resultados del “Barómetro Jóvenes y Tecnología 2021. Trabajo, estudios y prácticas en la incertidumbre pandémica”, una investigación del Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de Fad, financiada por Google, y realizada a través de 1.200 entrevistas a jóvenes entre 15 y 29 años.

En el estudio se ahonda en las percepciones sobre la tecnología en el futuro, en las experiencias de trabajo y educación durante la pandemia, así como en sus usos tecnológicos. 

La investigación ha sido presentada hoy por la directora general de Fad, Beatriz Martín Padura, y por el investigador del Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de Fad, Daniel Calderón

Según el estudio, en general la percepción de la tecnología entre los y las jóvenes es positiva, destacando aspectos que tienen que ver con la innovación (45,8%), el futuro (44,5%) y el progreso (44,4%). También son mayoritarias ideas como que la tecnología “mejora la calidad de vida de las personas” (57,1%) y que “permite participar social y políticamente” (50,6%). Ambas afirmaciones han subido más de un 7% en el último año.

Sin embargo, un 47,4% valora más el tiempo de desconexión de Internet y redes sociales después de la pandemia.

En cuanto a las formas de uso, las actividades de ocio y entretenimiento son las más comunes: por encima del 60% de jóvenes escuchan música, ven películas, series o siguen a creadores de contenido de manera frecuente. La búsqueda de información, así como las actividades prácticas, administrativas y comerciales, también son frecuentes para más de la mitad.

PERFILES TECNOLÓGICOS JUVENILES: GAMERS, PRÁCTICOS O SOCIALES

En cuanto a su relación con la tecnología (según el uso que hacen de los dispositivos y las TIC), encontramos cinco perfiles tecnológicos juveniles. El más numeroso es el de los jóvenes sociales/audiovisuales, casi uno de cada cuatro, el 24,8%. Son jóvenes que utilizan sobre todo sus dispositivos para estar conectados en redes y para el ocio audiovisual. En este grupo el 81,3% son mujeres. 

En segundo lugar encontramos a los Gamers (22,2%). Son jóvenes con un alto grado de competencia digital y que, mucho más que el móvil, usan equipos fijos (PC de sobremesa, videoconsolas). Los usan fundamentalmente para jugar a videojuegos pero también para comunicarse o disfrutar de ocio audiovisual. Este grupo está muy masculinizado: 74% son hombres. 

El tercer grupo está formado por jóvenes con competencias digitales muy básicas, con acceso reducido a dispositivos -aunque predomina el acceso a través de móvil- y que destaca porque lo utilizan, no para comunicarse o para el ocio audiovisual, sino para usos minoritarios como apuestas online o apps para encontrar pareja, fundamentalmente. Es el grupo de Minoritarios, formado por un 19.9% de la muestra, con lo que casi uno de cada cinco encajaría en esta descripción. Aunque es un grupo heterodoxo, predominan -sobre todo en el uso de apps de apuestas y juego- los jóvenes con carencias materiales severas y más riesgo de exclusión social.

Un 18,1% son los denominados Prácticos. Se caracterizan por hacer un uso muy variado de Internet y las TIC. Su competencia digital es muy alta y destacan por gestionar online gran parte de sus actividades personales, administrativas y comerciales (compras online).

Por último nos encontramos con el grupo de jóvenes Múltiples, que aglutinaría a un 15,2% de la juventud. Este perfil de joven se caracteriza por una competencia digital elevada, así como un acceso muy diversificado a las TIC a través de todo tipo de dispositivos. El uso que hacen de estos dispositivos se centra mucho en la ofimática y en usos minoritarios (apuestas, encontrar pareja). 

FORMACIÓN ONLINE Y TELETRABAJO

El 52,2% de los y las jóvenes valora positivamente la formación online que ha recibido desde el inicio de la pandemia. A pesar de ello, también destacan las sensaciones negativas como el agobio (39,5%), la saturación (27,6%) y la frustración (26,6%). A su vez, hasta un 58% afirma distraerse con más facilidad con la formación online. 

Aunque un 56,4% de jóvenes declaran que han contado con todos los recursos tecnológicos necesarios para seguir las clases online, en los perfiles de mayor carencia material este porcentaje desciende al 35,5%.

Los principales inconvenientes de la formación online que se señalan en la investigación tienen que ver con la preparación del profesorado (27,9%), los problemas prácticos para realizar tareas (21,9%), seguir las clases desde casa (20,5%) o los problemas de tipo anímico y de falta de concentración (21,9%). En cuanto a las ventajas, se destaca la evitación de desplazamientos innecesarios (46,4%) y la mayor autonomía a la hora de organizar el propio tiempo (39,8%). Los y las jóvenes prefieren la formación presencial y únicamente 1 de cada 10 optan por un modelo exclusivamente online.

En cuanto al teletrabajo, una pequeña proporción de jóvenes tenía experiencia de teletrabajo (15,9%) antes de la llegada de la pandemia, si bien durante el confinamiento este porcentaje prácticamente se duplicó (28,8%). Entre quienes continuaron trabajando, el porcentaje de teletrabajo ha alcanzado el 57,9%. 

El teletrabajo se valora positivamente (61,8%), aunque las sensaciones son bastante ambivalentes. De las cuatro sensaciones más mencionadas, dos son positivas (comodidad, 31,3%; satisfacción, 20,7%) y dos negativas (agobio, 25,9%; saturación, 23,6%). 

En cuanto a los inconvenientes, destacan los de tipo organizativo, como la dificultad para trasladar partes del trabajo al hogar (23,9%) o la falta de preparación del centro de trabajo (16,7%). Entre las ventajas destacan las de tipo práctico: la evitación de desplazamientos (42,5%), la comodidad (36,8%) y la autonomía (26,4%). 

Los y las jóvenes prefieren modelos mixtos en el trabajo a partes iguales (36,2%), aunque hay una ligera ventaja de las modalidades online sobre las presenciales, un 22,1% prefería exclusivamente trabajo online y un 18,4% daría más peso a lo online, pero combinado con actividad presencial. 

Con respecto al futuro, la mayor parte de jóvenes, 3 de cada 5, se decanta por opciones mixtas, tanto de formación como de trabajo, en las que lo presencial y lo online se distribuyan a partes iguales o donde lo presencial tenga mayor peso.

Sobre cómo afectarán las tecnologías al futuro de la educación y el trabajo, piensan que los centros de trabajo y de estudios deberán responsabilizarse de la formación de sus trabajadores y de su alumnado en nuevas tecnologías (58% en el caso de los estudios y 59,8% en el caso del trabajo). Con respecto a los aspectos positivos, un 47,5% considera que la tecnología hará más sencillo formarse en el futuro y un 44,7% que será más fácil encontrar trabajo. A pesar de esto, la mitad cree que se requerían para ello habilidades tecnológicas que no se aprenden en la educación formal

En cuanto a los aspectos negativos, hasta el 43,9% afirma que será más difícil evaluar el rendimiento académico con la formación online y el 42,1% que la tecnología provocará mayores diferencias educativas. A su vez, 2 de cada 5 son más pesimistas sobre el empleo, creen que se perderán más puestos de trabajo de los que se ganen y que se precarizarán las condiciones laborales con la tecnología.

USOS, COMPETENCIAS Y ALFABETIZACIONES DIGITALES

Los y las jóvenes acceden a la tecnología a través del smartphone (94%) y el ordenador portátil (88,9%), que también son los que más se utilizan con frecuencia o constantemente (82,4% y 60,2% respectivamente). 

Las mujeres utilizan con más frecuencia el smartphone y el ordenador portátil y los hombres la videoconsola y el PC de sobremesa.

El ocio y el entretenimiento suele ser el tipo de uso más frecuente de los aparatos tecnológicos: escuchar música (75,6%), utilización de aplicaciones de mensajería instantánea (75,3%), visionado de películas o series (68%) o el seguimiento de creadores/as de contenido (62,8%).

En relación con el entorno, se percibe una importante brecha generacional, pues es más habitual percibirse como más habilidoso/a que los progenitores (71,4%) y profesores (83,7%) que frente a las amistades (55,9%) y gente de su edad (37,3%). Tanto la percepción de las competencias como la comparación con el entorno ha mejorado con respecto a 2020.

Aun así, encontramos importantes diferencias sociodemográficas, pues la percepción de un nivel alto y muy alto de competencias es mayor entre los hombres (76,2%), entre quienes tienen estudios superiores (79,2%), en los grupos en mejor situación económica (alrededor del 80%) y en los residentes en localidades de más de 1 millón de habitantes (77,2%).

Para los y las jóvenes, la autocapacitación a través de Internet es la principal fuente de alfabetización digital, (un 55,6% realiza consultas en navegadores y un 38,5% emplea el método de la prueba y error) seguida del apoyo social (un 32,3% pregunta a amigos o conocidos). 

Un 71,3% de jóvenes afirma haber experimentado problemas en el último año relacionados con la tecnología.

Por lo que respecta a las barreras y limitaciones tecnológicas, las principales son la falta de tiempo (37,5%), el coste de los dispositivos (36,6%) y el desconocimiento de las habilidades que debería mejorar (34,2%). 

The following two tabs change content below.
Revista especializada en adicciones

Latest posts by Independientes (see all)

What's your reaction?

Excited
0
Happy
0
In Love
0
Not Sure
0
Silly
0
Independientes
Revista especializada en adicciones
    Next Article:

    0 %

    Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

    ACEPTAR
    Aviso de cookies