La enfermedad del alcohol afecta a 12 millones de personas en Europa

cartel con logos reducido webLa Confederación de Alcohólicos, Adictos en Rehabilitación y Familiares de España, CAARFE, se reunió ayer 13 de noviembre en la sede del Plan Nacional sobre Drogas, en presencia del subdirector general de la delegación, José Oñorbe, para celebrar el Día Sin Alcohol, que tendrá lugar mañana 15 de noviembre. La conmemoración se realizará en todo el territorio español con la celebración de numerosas actividades en las distintas asociaciones de todo el país.

Gabriel Rubio, Jefe de Sección del Servicio de Psiquiatria del Hospital Universitario 12 de octubre y miembro del comité asesor de CAARFE, explicó que el patrón de consumo de alcohol continúa modificándose en nuestro país. “Las tasas de abuso crónico están disminuyendo (en este momento se sitúan en el 2% para los hombres y en el 1.5% para las mujeres), pero las de consumo abusivo episódico, por el contrario,  continúan aumentado. Situándose en el 7% para los varones y en el 2% para las mujeres”, y ha añadido que se observa un incremento del policonsumo con otras sustancias.

El presidente de CAARFE, Ángel Jiménez, destacó que este día debe servir para despertar conciencias, ya que el alcoholismo afecta a 12 millones de personas en Europa: El Día Sin Alcohol para nuestro colectivo es mucho más que un día en el que no bebemos alcohol, se trata de la celebración de la vida. El alcoholismo, al igual que cualquier otra adicción tiene solución. Eso es lo que venimos hoy aquí a gritar a la sociedad. CAARFE está aquí, con los brazos abiertos, para recibir y ayudar a las personas, familiares y enfermos, que necesiten un apoyo”.

El alcohol produce 120.000 muertes prematuras, 1 de cada 7 varones es hombre mientras que 1 de cada 13 es mujer. Pero no solo los costes de esta enfermedad se miden en el número de muertes o las afectaciones en la salud, sino que se calcula que el coste social del alcohol en Europa se traduce en unos 155.000 millones de euros al año. Y esto se debe a que el alcohol es la droga que más daño produce al entorno más cercano.

Conchi Pérez, representante de los familiares, aseguró que “es por todas estas razones por las que hoy estamos aquí. Para alzar la voz. Juntos. Familiares y enfermos. El alcoholismo es una grave enfermedad que hay que prevenir y atajar pronto. Y desde CAARFE, y desde los grupos de familiares, estamos dispuestos a acoger a todas aquellos familiares que han detectado un problema de adicción. Nosotros les podemos orientar, ayudar y apoyar para intentar que la persona enferma salga de la adicción y que ellos como familiares tengan un apoyo y formen parte también de la recuperación”.

Por su parte, Cristina Prados, psicóloga de la Asociación de Alcohólicos Rehabilitados de Illescas, ARI, y miembro del comité asesor técnico, explicó la labor que se hace desde la confederación. A través del trabajo llevado a cabo en las terapias de ayuda mutua, los adictos y sus familiares consiguen aprender nuevos hábitos, desarrollan nuevas habilidades y capacidades con las que sustentar un nuevo estilo de vida lejos del alcohol, las drogas y todo lo que les rodea: “En estas asociaciones es donde los dependientes y sus familias encuentran el apoyo necesario para conseguir una nueva vida, que es mucho más que la mera abstinencia.”

Con el objetivo de darse a conocer y de concienciar sobre la rehabilitación, CAARFE ha preparado el adelanto de un vídeo (aun no es el definitivo, se ha presentado un adelanto) que se colgará colgar en la web y que más adelante se intentará emitir en televisión. Este vídeo recoge testimonios reales de personas que forman CAARFE y que están dispuestas a darlo todo por ayudar a los demás, al igual que hicieron otros con ellos en el pasado.

MODALIDAD NOVEDOSA DE TRATAMIENTO

Una buena noticia tiene que ver con una NOVEDOSA modalidad de tratamiento desarrollada en nuestro país, que tiene como base la colaboración entre las Asociaciones de Mutua Ayuda (como las integradas en CAARFE) y los programas de tratamiento del alcoholismo y atención primaria, según ha explicado el doctor Rubio. Esta iniciativa, conocida como proyecto ‘Ayúdate-Ayúdanos’, ha sido galardonada con el premio Albert Jovell (2015) y ha demostrado en un estudio de 4 años de seguimiento que el 84%  los sujetos tratados con este modelo estaban abstinentes a los 4 años, mientras que  únicamente el 43.6% de los sujetos tratados de forma tradicional (sin contar con la colaboración de la asociación) referían estar abstinentes. En estos momentos este modelo se está intentando implantar en la Comunidad de Madrid ya que permite tratar a pacientes y familiares, así como mejorar la tasas de abstinencia.